Enfermedades del riñón en niños

Illustration of colorful kidneysLos riñones juegan un papel esencial en el cuerpo. Siendo el sistema de filtración del cuerpo, ayudan a controlar los niveles de líquido y eliminar los deshechos a través de la orina. También ayudan a regular la presión de la sangre, producción de glóbulos rojos y los niveles de calcio y minerales.

“Algunas veces los riñones no se desarrollan adecuadamente y, como resultado, no funcionan como deberían o conducen a frecuentes infecciones del conducto urinario y otros problemas, y algunas veces una enfermedad que dura toda la vida” dice el doctor Samhar Al-Akash, nefrólogo pediátrico en el Hospital Pediátrico Driscoll. En niños(as) pequeños, estos problemas a menudo son congénitos o ya están presentes al nacer.

Muchos de estos problemas pueden ser diagnosticados antes de que nazca un bebé a través de pruebas prenatales de rutina y se pueden tratar con medicamentos y/o cirugía mientras el(la) niño(a) es todavía pequeño(a). Podrían aparecer otros problemas más tarde, con síntomas como infecciones del conducto urinario (UTI’s), problemas de crecimiento o presión alta (hipertensión). En algunos casos, los problemas podrían requerir tratamiento quirúrgico.

¿Cómo afecta la enfermedad de riñón a los niños?

La enfermedad de riñón puede afectar a los niños de varias maneras, desde enfermedades tratables sin efectos a largo plazo hasta condiciones potencialmente mortales. La enfermedad aguda de riñón se desarrolla de repente debido a una lesión en el riñón producida por medicamentos, infección, condiciones que causan presión sanguínea muy baja u otras causas de inflamación. El daño agudo a los riñones normalmente dura poco tiempo y puede ser grave sin consecuencias a largo plazo o podría desaparecer completamente hasta que la causa que lo ha producido haya sido tratada. La enfermedad de riñón crónica (CKD por sus siglas en inglés) no desaparece con tratamiento y podrían empeorar con el tiempo. “Cuando la CKD continua empeorando, llega el momento que conduce a insuficiencia renal, descrita como etapa final de la enfermedad de riñón o ESRD por sus siglas en inglés. El tratamiento definitivo para la ESRD es el trasplante de riñón”, dice el Dr. Al-Akash. Mientras se espera a que se trasplante un riñón a menudo hace falta un tratamiento de filtración llamando diálisis. En muchos casos, si esta disponible un donante vivo, como uno de los padres o un hermano(a) adulto(a), se puede evitar la diálisis completamente.

Los niños con CKD o insuficiencia renal se enfrentan a muchos retos, los cuales pueden incluir:

  • Mal crecimiento
  • Desarrollo retrasado de habilidades del habla
  • Desarrollo retrasado de habilidades motoras
  • Auto-imagen negativa
  • Problemas de relación
  • Problemas de comportamiento
  • Problemas de aprendizaje
  • Problema concentrándose
  • Hospitalizaciones frecuentes
  • Cirugías y procedimientos frecuentes

La insuficiencia del riñón, también llamada insuficiencia renal, ocurre cuando los riñones funcionan más despacio o se dejan de filtrar deshechos del cuerpo adecuadamente, lo cual puede causar acumulaciones de productos de deshecho y substancias toxicas en la sangre. La insuficiencia del riñón puede ser aguda (súbita) o crónica (sucede con el tiempo y normalmente dura mucho tiempo o es permanente)

  • Las lesiones agudas del riñón (algunas veces llamadas insuficiencia del riñón aguda) podrían ser debidas a una infección bacteriana de la sangre, lesión, shock, insuficiencia cardiaca, envenenamiento o sobredosis de medicamentos e inflamación primaria de los riñones debido a enfermedades del sistema inmunológico. El tratamiento incluye corregir el problema que condujo a la lesión del riñón y, en algunos casos, diálisis durante un período corto de tiempo mientras se está ingresado(a) en el hospital.
  • La insuficiencia crónica de riñón a menudo conlleva una deterioración de la función del riñón con el tiempo. “En niños y adolescentes, puede ser el resultado de una insuficiencia aguda de riñón que falla en mejorar, defectos de nacimiento como espina bífida o riñones pequeños y poco desarrollados, cicatrización de los riñones debido a reflujo de orina infectada a los riñones u obstrucción del conducto urinario, varias maneras de inflamación del riñón (glomerulonefritis) o presión alta grave y crónica”, dice el Dr. Al-Akash. Si se diagnostica temprano, la insuficiencia de riñón crónica puede ser tratada. El objetivo del tratamiento normalmente es detener el deterioro de la función del riñón con medicamentos, control de la presión de la sangre y dieta y el corregir anormalidades que resultan de la pérdida de función renal, como anemia y fallo en crecer. En algún momento, podría ser necesario el recibir un trasplante de riñón.

Síntomas de problemas de Riñón

Las señales y síntomas de problemas del conducto urinario o riñón varían e incluyen

  • Fiebre
  • Hinchazón alrededor de los ojos, cara, pies y tobillos
  • Quemazón o dolor mientras se orina
  • Incremento significativo en la frecuencia de orinar
  • Dificultad en controlar la orina en niños que ya son lo suficiente maduros como para usar el baño
  • Recurrencia de orinarse en la cama por la noche ( en niños que han estado secos durante varios meses)
  • Sangre en la orina
  • Presión alta
  • Retraso en el crecimiento 

Podemos ayudar

Si se sospecha una enfermedad de riñón, su médico de cabecera le referirá a un nefrólogo pediátrico, un doctor especializado en tratar enfermedades de riñón. Los nefrólogos pediátricos en el Hospital Pediátrico Driscoll tienen una larga tradición de proporcionar cuidados a todos los niños de todo el Sur de Tejas con clínicas sirviendo a comunidades en Corpus Christi, Victoria, Laredo, Brownsville and McAllen

Estamos comprometidos a aportar nuestra experiencia y cuidado de alta calidad a los niños del Sur de Tejas. Estamos orgullosos en dar a nuestros pacientes y familias la atención individualizada que merecen.

Asociándonos con doctores de cabecera, así como con otros especialistas, podemos optimizar el cuidado al paciente y realizar las pruebas necesarias y procedimientos de una manera eficiente y a tiempo. Además de nuestra practica en clínica, proporcionamos servicios de consulta para pacientes ingresados a otros servicios del hospital y estamos disponibles de guardia 24 horas al día, siete días a la semana.

Para más información acerca de enfermedades del riñón, por favor llame al Centro Renal en el Hospital Pediátrico Driscoll al (361) 694-5022.